Cuidado con los siguientes juegos; no malgaste su dinero en ellos

paytowin

paytowin

Hace unas cuantas entradas les hablábamos de los juegos online que funcionan con microtransacciones o minicréditos (los famosos “free top lay” o F2P). Les recordamos que estos juegos son aquellos que usted puede descargarse de manera gratuita desde la plataforma adecuada (ya sea tabletas, móviles u ordenador) y que de manera más o menos puntual (esto depende del juego) se puede pagar por aumentar el contenido o por obtener ciertas ventajas.

Las virtudes de este tipo de juegos son evidentes; para empezar, al haber tantos juegos de este tipo disponibles,  usted podrá ir “saltando” de unos a otros , disfrutando de incalculables horas de entretenimiento totalmente gratuito. Otra ventaja es, que en caso de estar interesado en un juego en concreto, tiene la oportunidad de probarlo gratuitamente mientras se cerciora de que realmente le interesa el producto; para ya proceder a pagar con crédito del juego el contenido añadido.

¿Entonces, hay algún problema con este tipo de modelo de negocio? Lamentablemente, no es oro todo lo que reluce.

Está demostrado que solo entre el 5 y el 10 por cierto de los jugadores activos llegan a gastarse  dinero real en este tipo de juegos.  ¿De qué manera pueden aumentar los beneficios los desarrolladores? La forma más simple es dar grandes beneficios a los clientes que decidan pagar; y así tratar de aumentar ese porcentaje.  Problema: Buenos juegos equilibrados para competir contra el resto de la contra de la comunidad, se acaban convirtiendo en unos que solo se puede llegar a progresar si se paga, en caso contrario será imposible competir contra la gente que sí que lo haya hecho.  A este tipo de juegos la comunidad les llama “Pay to Win” o (P2W).

Obviamente, entre un buen juego “Free to Play” y los llamados “Pay to Win” hay una enorme escala de grises. Como ejemplo del “todo gratis” tenemos el  “League of Leyends”; en este MOBA no hay ninguna diferencia de estadísticas entre los jugadores que deciden pagar y los que no, la ventaja obtenida por usar los micropagos son,  mayormente, diferencias estéticas en los “campeones” que uses en tus partidas. ¿Y se puede ganar dinero así? Preguntadle a Riot Games (empresa desarrolladora del juego), os contestará que es el juego (sean F2P o no) que más dinero ingreso en los últimos 4 años.

Como contraejemplo del “paga por todo” tenemos (al menos cuando salió) al “Clash Royale”. Es un hibrido entre juego de cartas y de estrategia, al poco de jugar uno se da cuenta que la única forma de obtener las mejores cartas y ser mínimamente competitivo es realizar estas transacciones o minicréditos.

Conclusión, juegue a estos juegos, pruébelos, y en caso de que le guste, invierta dinero en él; pero intente alejarse de los juegos más interesados en pedirle su cuenta bancaria que en ofrecerle unas buenas horas de diversión.